Documentos de Interés

 
Volver al Blog Inicio Cómo hacerse socio Contacto  

 

TEMAS:

Histórico de actividades

¿Ingeniería Genética?

La ‘Ingeniería Genética’ no es ninguna ingeniería 

El biólogo, virólogo y genetista alemán Dr. Stefan Lanka impartió recientemente en Barcelona y Bilbao el curso INGENIERÍA GENÉTICA: ILUSIÓN Y REALIDAD.

El Dr. Lanka explicó la complejidad de la red de la vida, en particular la del ser humano. He aquí algunos elementos: 
* el cuerpo humano consta de cien billones de células en cada una de las cuáles están en marcha en cada instante diez mil reacciones bioquímicas que se influencian las unas a las otras, 
* la mayoría de este millón de billones de reacciones que se están realizando en nuestro cuerpo en cada momento son aceleradas por enzimas y otros tipos de proteínas,
* la información genética para que se forme alguna de las proteínas más sencillas (como la b-globulina) está codificada en varios trozos (exones) del material genético (ADN) de un mismo cromosoma, exones que están separados por trozos de ADN que no contienen información genética conocida (intrones) intercalados entre ellos, 
* para muchas proteínas, la información genética proviene de exones situados en cromosomas distintos,
* los exones necesarios para la formación de una proteína se ponen uno a continuación de otro formando el pre-ARN en el que se van apartando los intrones, 
* el paso de este pre-ARN a ARN-mensajero exige la eliminación de los intrones, 
* el ARN-mensajero sale del núcleo para ser captado y leído por unos ‘aparatos’ llamados ribosomas que van sucesivamente leyendo cada tres letras genéticas y las traducen en la adición de un aminoácido determinado constituyendo así bloque a bloque las cadenas de aminoácidos llamadas proteínas,

Este proceso es aún más complejo puesto que: 
- a) el lenguaje genético no es universal, lo cual significa que la lectura que el ribosoma hace del mismo ARN-mensajero depende de las condiciones que rodean a la célula, por lo que la misma información genética puede dar lugar a proteínas distintas; 
- b) la célula puede producir proteínas para las que no existe información en los cromosomas; 
- c) orgánulos celulares tienen restos de información genética de efecto no conocido; 
- d) la información genética interacciona con el medio ambiente tanto de la célula como del cuerpo; 
- e) ni con los ordenadores más potentes se puede predecir la evolución de una ecuación de tres variables que estén relacionadas con el resultado de la ecuación; no digamos si intervienen centenares o incluso millares de variables interdependientes, como ocurre en cada célula, que sólo la propia vida es capaz de regular; 
- f) etc.

Al aproximarse a la realidad de un cromosoma, se captan cosas como que:    
- A) es una molécula de ADN larguísima que contiene tres mil millones de pares de letras genéticas;   
- B) es tan larga que, para no romperse, tiene que autoenroscarse en torno a unas proteínas de sostén llamadas histonas; 
- C) para poder secuenciar trozos de un cromosoma y que ello sirva de justificación para, pegando trozo a trozo las secuencias obtenidas, diseñar este engendro llamado ‘Mapa del genoma humano’, los ‘especia-listas’ tiene inevitablemente que romper por numerosos lugares cada cromosoma; 
- D) los dos hilos de cada cromosoma (el proveniente de la madre y el proveniente del padre) están intercambiando permanentemente información entre sí; 
- E) distintas partes de un mismo cromosoma están intercambiando constantemente información entre sí; - - F) distintos cromosomas están intercambiando permanentemente información entre sí; 
- G) el núcleo tiene la tendencia a asimilar a su interior, e incluso incorporar a sus cromosomas, el material genético que se encuentra en el exterior, incluido el contenido en lo que comemos; 
- H) el citoplasma contiene una gran cantidad de ARN que no proviene de ADN alguno; 
- I) el ARN tiene capacidad de replicarse a sí mismo y además de traducirse en ADN (autoretrotrans-cripción), siendo a menudo estos trozos de nuevo ADN, formados por transcripción inversa de trozos de ARN, usados en procesos de reparación del ADN nuclear; 
- J) cada una de los cientos de mitocondrias que tiene cada célula es una bacteria que, además de ser el pulmón celular productor de la energía imprescindible (flujo de energía decisivo para la vida), tiene su propio ADN del que depende un millar de productos que son enviados al núcleo celular e intervienen decisivamente en la programación de la información genética nuclear; 
- K) etc., etc., etc. En realidad, no tiene sentido alguno hablar del ‘gen responsable de’, y menos de cómo mejorarlo o repararlo.

El Dr. Lanka combinó estos elementos de la complejidad de la red de la vida con hechos como que
* es impredicible el lugar en que acabe situándose un trozo de material genético manipulado que se introduce en una planta o animal; además, la integración de dicho material genético manipulado en un cromo-soma produce cambios y destrozos no sólo cerca del lugar de inserción sino también en zonas alejadas del mismo cromosoma o de otros, y puede romper el cromosoma; además, al contrario que con el propio, no hay mecanismo de reparación para el ADN extraño incorporado. Esto convierte en humo las promesas de superplantas o superanimales que tendrían propiedades ventajosas (y, nos dicen, estables y permanentes) o serían bancos de órganos o... En realidad, las consecuencias no pueden ser sino perjudiciales. Por ejemplo, va a agravar el hambre en el mundo, como ya ocurrió con la llamada ‘revolución verde’.
* para introducir en una planta o un animal el material genético manipulado, los fabricante tienen que utilizar unos interruptores genéticos durísimos provenientes de virus realmente existentes que, al dispararse, obligan a la célula a realizar la información genética contenida en el trozo extraño. Además, añaden una ‘cola’ que hace que el pedazo que contiene la nueva información genética no pueda ser eliminado (digerido). Esto convierte a los ‘alimentos transgénicos’ en vehículo de auténticas bombas-de-relojería genéticas que pueden dispararse en cualquier momento con consecuencias imprevisibles.

* las proteínas humanas son tridimensionales. Esto permite declarar nulamente fiables los llamados ‘tests de anticuerpos’ utilizados para fabricar enfermos de ‘hepatitis B ó C’, de ‘SIDA, etc., ya que utilizan proteínas lineales (por esta y muchas más razones, hay que prohibir inmediatamente la aplicación de dichos tests). Además, resulta que las bacterias no pueden dar a las proteínas que elaboran el carácter tridimensional específico de cada proteína humana. Esto hace inevitable que los ‘medicamentos’ obtenidos por biotecnología genética tengan graves efectos secundarios (alergias, reacciones autoinmunes,...). De ahí las peligrosas secuelas de la nueva insulina, presentada falsamente como la más pura jamás lograda.

* la técnica de detección de material genético utilizada (llamada hibridación) tiene fuertes limitaciones técnicas intrínsecas. Esto convierte en criminales los llamados ‘tests génicos o genéticos’ que detectan supuestas mutaciones en supuestos genes supuestamente responsables de cáncer, y que llevan a amputa-ciones ‘preventivas’ irreparables de mama, de útero,… (Lo ilustra saber que hay más de 1.200 mutaciones registradas para el mismo ‘gen BRCA-1’ considerado como responsable del cáncer de mama, y que estas mutaciones aparecen en los mismos porcentajes en las mujeres con cáncer de mama que en las mujeres sin cáncer de mama... ¡e incluso en los hombres!). Y también convierte en simples instrumentos de control (azaroso) sin base rigurosa alguna la llamada ‘huella genética’ y el llamado ‘carnet genético’. 

* las mitocondrias de la célula de la que se extrae el núcleo quedan en la célula desechada, mientras que este núcleo es insertado en otra célula que ya tiene sus propias mitocondrias. Esto sólo ya convierte a toda pretensión de clonación (es decir, de obtener organismos idénticos que desarrollarían iguales características) en una manipulación comercial de la que el show con la ‘oveja Dolly’ (monstruo sobreviviente entre los cadáveres de cientos de intentos fallidos) es tan sólo su escenificación más conocida.    
* etc., etc., etc.

Y todo ello por razones de poder y de dinero, camufladas tras cortinas de humo acerca de pretendidos beneficios para la salud, el medio ambiente, la agricultura, la investigación, la sociedad, el futuro, etc. Las razones éticas para exigir que la ‘ingeniería genética’ sea inmediatamente paralizada, son importantes. Pero las científicas son definitivas. Para lograrlo basta actuar para que, además de bio-ética, haya bio-rigor.

Barcelona, 17-6-1998           
Lluís Botinas (Coordinador ejecutivo de la asociación PLURAL-21)

SUBIR